≡ Menu




Larry Bird: biografía, Dream Team, NBA, Celtics y más

Considerado como uno de los más grandes aleros de la historia de la NBA, con una gran rivalidad con grandes estrellas mundiales como Magic Johnson y Michael Jordán, Larry Bird ha conseguido entrar al salón de la fama por sus grandes talentos.

Y es que a pesar de tener un origen humilde, con una infancia fuerte logro superarse a sí mismo para convertirse en una leyenda en el deporte.

Tambien Le Recomendamos Ver...

Biografía de Larry Bird

Su nombre completo es Larry Joe Bird, nacido el día 7 de diciembre de 1956 en West Baden, Indiana, Estados Unidos.

Se mantuvo jugando durante 13 temporadas dentro de la NBA, cada una de ellas con su eterno equipo los Boston Celtics, consiguiendo ganar tres campeonatos en los años 1981, 1984 y 1986. Muchos han dicho que él es el mejor alero que ha tenido la NBA, por lo que es una de las grandes figuras de este deporte.

Midiendo 2,06 metros de alto, ocupaba la posición de alero y junto a los grandes jugadores Kevin McHale y Robert Parish. Entre los tres jugadores se logro crear uno de los mejores frontcourt que se hayan visto en la historia de la NBA. Este trio pasó a ser el segundo con más victorias acumuladas durante la temporada regular, luego de Tim Duncan, Tony Parker y Manu Ginobili.

Luego de que se retira de las canchas de baloncesto, como consecuencia de problemas crónicos de la espalda, comenzó a laborar como entrenador del equipo Indiana Pacers por tres temporadas. Desde el año 2003 y hasta el 2012 se desempeñó como Presidente de Operaciones relacionadas con el baloncesto, cargo que abandono luego de culminar la temporada.

Fue incluido en el año 1996 como parte del Mejor Equipo de la Historia del 50 Aniversario de la NBA, además de ocupar un espacio en el Naismith Memorial Basketball Hall of Fame en el año 1998.

Además de estos reconocimientos fue también considerado como parte del mejor quinteto de la NBA en nueve temporadas, de las cuales durante los años 1984, 1985  y 1986 fue catalogado como el jugador más valioso, mientas que en el 87 fue el tercer mejor.

Tambien Le Recomendamos Ver...

Como parte de sus logros también debemos mencionar que forma parte de un exclusivo club llamado, “club del 50-40-90”, esto quiere decir que son jugadores que han podido obtener un porcentaje de tiro del 50% o más, un 40% o más en triples y por ultimo un 90% o más en tiros libres, todo en una misma temporada.

Es el único jugador en toda la historia de la NBA que ha sido nombrado como Rookie del Año, MVP de la temporada regular, MVP de las finales, MVP del All-Star Game, Entrenador del Año, y Ejecutivo del Año.

A partir de junio de 2013, hasta la fecha, se ha mantenido desempeñando como Presidente de Operaciones relacionadas con el baloncesto, junto a los Indiana Pacers. (ver artículo: Kobe Bryant)

Juventud.

Los nombre de sus padres son Georgia Kerns y Claude Joseph “Joe” Bird. Tiene cuatro hermanos y una sola hermana. Se trasladaba en caballo desde su pueblo hasta el pueblo vecino llamado French Lick, una costumbre que le ganó el apodo de “the Hick from French Lick” (el paleto de French Lick).

Mientras crecía, su familia presento en varias oportunidades fuertes problemas económicos. Incluso en una entrevista que dio a Sports Illustrated en el año 1988 manifestó la forma en que su madre sobrellevaba sus apuros económicos: “Si tenía una deuda con el banco y nosotros necesitábamos zapatos, ella conseguía los zapatos, y entonces negociaba con los tipos del banco. No quiero decir que no pagara sus deudas, pero sus hijos éramos siempre lo primero.”

En varias ocasiones y como consecuencia de las dificultades que atravesaba la familia con el dinero, Larry debió irse a vivir con sus abuelos. Y los problemas se hacían más fuertes por causa del alcoholismo de su padre, Joe Bird, un veterano de la guerra de Corea que había vuelto con serios problemas psicológicos.

Luego de que su madre se divorciara definitivamente de su padre en el año 1975, Joe Bird decidió suicidarse usando un arma de fuergo. Larry era un muchacho de solo 18 años, pero a pesar de su corta edad demostró mucha sobriedad, incluso no lloro durante el funeral.

Y aún con todas estas desgracias familiares en su vida, cuando estaba cursando el segundo año en el high school Springs Valley, pudo convertirse en uno de los mejores jugadores de French Lick y al dejar el instituto era el máximo anotador que había estudiado ahí.

Hoy en día se puede ver una foto de el en la escuela, que está situada en la calle Larry Bird Boulevard de dicha localidad.

Años universitarios.

Estuvo a punto de asistir a la prestigiosa Universidad de Indiana, siendo esta la que tenía un mejor programa de baloncesto de todo el país, además de que el equipo estaba dirigido por el legendario Bobby Knight.

Sin embargo el gran cambio que se le venia encima fue demasiado para Larry Bird, quien no pudo acostumbrarse a estar en un campus estudiantil con más de 33 mil personas, luego de haberse criado en un pueblo tan pequeño que solo contaba con dos mil habitantes.

Finalmente y con temor de la universidad, volvió a su pueblo para trabajar en diversos oficios, entre los cuales se incluye manejar el camión de la basura. Finalmente decidió inscribirse en la Universidad de Indiana State, mucho más pequeña que la anterior.

Estando en esta casa de estudio mantuvo una trayectoria envidiable, siendo capaz de llevar a su equipo hasta la final de NCAA, donde se enfrentaba a la Universidad de Michigan State, siendo este equipo donde estaba el también astro del baloncesto Magic Johnson.

Individualmente se hizo merecedor del prestigioso premio Naismith Award, lo eligieron Jugador del Año según la revista deportiva Sporting News, en dos oportunidades fue elegido como parte del mejor quinteto nacional.

Sus records fueron en promedio 30,3 puntos (quinta mejor marca de la historia de la NCAA), 13,3 rebotes y 4,3 asistencias.

Boston Celtics

Desde un principio fu fichado por los Boston Celtics, con quienes jugaría durante toda su carrera profesional deportiva.

Gracias a la jugada maestra del entrenador Red Auerbach, pudo haber sido reclutado por los Boston Celtics en el Draft de la NBA de 1978 en el sexto lugar, debido a que su corto paso por la Universidad de Indiana, hacía que pudieran llevarlo a las grandes ligas antes de que terminara su periplo en Indiana State, estando delante de los otros equipos.

Sin embargo, el entrenador debió esperar pacientemente durante todo un año hasta que Larry Bird se decidiera finalmente a dejar la universidad y seguirlo a las canchas profesionales. Luego de aceptar, Larry firmo un contrato por 650.000 dólares anuales, un número record para un rookie.

Poco tiempo después de su ingreso, las normas de reclutamiento cambiaron para evitar que los equipos escogieran a jugadores que aún no estuvieran preparados para irse a la liga profesional.

Larry Bird tuvo un gran impacto en los Celtics desde el primer momento que llego. El equipo venía arrastrando números negativos, al tener 53 derrotas con solo 29 victorias, esto durante la temporada 1978-79.

Para el año siguiente, es decir, la temporada 1979-80 el equipo logro una escalada en las estadísticas, al lograr reunir 61 victorias con 21 derrotas, y terminando el año incluso como el equipo con mayor número de juegos ganados.

El ya rival universitario, Magic Johnson, pasó ese mismo año a la liga profesional, donde mantuvieron una gran rivalidad para llevar el premio de Rookie del año, el que finalmente ganaría Larry Bird.

De igual forma, Bird fue seleccionado para ser parte en el All-Star Game en esta temporada, hecho que se repitió durante los doce años que pasó en el equipo. Tomo el liderazgo de los Celtics al tener 21,3 punto promedio por partido, 10,4 rebotes, 143 números de robos y 2955 de tiempo jugado. A pesar de que el equipo fue vencido en la etapa final de la Conferencia Este por los Philadelphia 76ers, los Boston tenían una gran proyección donde se veían grandes promesas.

Para el próximo año, además de Bird, los Celtics tendrían a su servicio al pívot Robert Parish además de la tercera elección del draft de 1980, luego de una negociación con los Golden State Warriors quienes obtuvieron la opción de la primera y la 13. ª elección del draft.

Luego de que los Warriors tomaran a Joe Barry Carroll, mientras que los Utah Jazz escogieran a Darrell Griffith en segundo lugar, los Celtics pudieron llevarse al ala-pívot de la Universidad de Minnesota Kevin McHale.

Teniendo a Larry Bird como alero, jugando en conjunto con Parish y McHale, los Boston llegaron a contar con uno de los mejores frontcourts de la liga. Entre los tres serían los responsables de llevar al equipo a lograr grandes cosas.

Para la segunda temporada, Bird llevo nuevamente al equipo a los playoffs, encontrándose nuevamente con los Philadelphia 76ers de Julius Erving en la final de conferencia. Luego de ganar este juego con un marcador de 3-1, los Celtics llegarían a dominar para jugar en la final, donde resultaron ganadores ante los Houston Rockets. Este sería el primer título de campeón de los tres tirulos que Bird lograría a lo largo de su carrera.

Rivalidad con Magic Johnson.

Cuando Larry Bird y Magic Johnson llegaron a la NBA, esta liga se vio rejuvenecida, debido a que atravesaba un momento difícil con poca audiencia televisiva.

La rivalidad que existía entre estos dos jugadores, que empezó desde su etapa de baloncesto universitario, se trasladó y prolongo en la liga profesional, logrando cada quien llegar a su equipo hasta la cumbre.

Por lo tanto, cuando Bird consiguió el título en el año 1981, Magic llevo a su equipo a ganar durante los años 1980 y 1982. Durante sus carreras profesionales, lograron reunirse en tres finales más.

La rivalidad que existía entre ambos jugadores, llego a convertirse en una de las más relevantes o tal vez incluso se diría que era las más importante que alguna vez se haya visto, dentro del baloncesto profesional de Estados Unidos.

Durante el año 1984, los Celtics vencieron a los Lakers durante el séptimo y último partido de la final, donde quedaría el marcador en 111-102. Durante el juego Bird logro promediar 27 puntos y 14 rebotes en las series, lo que le concedió el premio de MVP de las finales. Además de esto fue considerado MVP de la liga regular.

Al año siguiente, en 1985, los mismos equipos llegaron nuevamente a la final, pero en esta oportunidad fueron los Lakers los que resultaron campeones. A pesar de la derrota Bird fue nombrado nuevamente MVP de la temporada.

El próximo año, 1985, los Celtics tendrían otra gran temporada, esta vez contando con la ayuda de Bill Walton, otro integrante del Basketball Hall of Fame. Este había sido rechazado por los Lakers por lo que llamo al mánager general de Boston Red Auerbach.

Tambien Le Recomendamos Ver...

Auerbach no estaba muy seguro de fichar a Walton al equipo por tratarse de un jugador que presentaba un gran historial de lesiones. Sin embargo, casualmente Bird estaba en la oficina al momento de la llamada, por lo que insistió a Auerbach de contratar a Walton diciendo: “si Walton sentía que tenía la suficiente salud para jugar, era todo lo que necesitaba oír”.

Walton llego para que descansaran McHale y Parish, gracias a lo cual los Celtics podrían volver a jugar en las Finales de 1986, aunque en esta oportunidad no jugarían contra los Lakers, pues habían sido vencidos durante la final de la Conferencia Oeste por Houston Rockets.

Los Celtics del año 1986, quienes terminaron la temporada teniendo en su haber 67 victorias y solo 15 derrotas, esta visto como el mejor de la Era Bird, además de uno de los 10 mejores de la historia de la NBA.

Nuevamente Larry Bird fue nombrado MVP de las finales, luego de que promediare aun triple-doble en las series, obteniendo 24 puntos, 10 rebotes y 10 asistencias. Esta sería su tercer MVP de la NBA consecutivo, por lo que logro igualar a los dos grandes pívots de la década de los 60, Bill Russelly Wilt Chamberlain, siendo estos los únicos jugadores que han conseguido esta distinción tres veces seguidas.

Durante el año 1987, los Celtics tendrían su última escena en las Finales de la era Bird, logrando ganar las serias previas con algunos obstáculos ante los equipos Milwaukee Bucks y Detroit Pistons, pero llegando limpiamente a la etapa final.

Tras una racha de lesiones en el equipo, los Celtics perdieron contra los Lakers, estos últimos lograron dominar la fase regular al acumular 65 victorias, en 6 partidos. El año siguiente los Celtics cayeron ante los Pistons de Detroit en la final de la Conferencia Este.

Juntos, Bird y Johnson lograron reunir ocho títulos durante la década de los 80. Magic se llevó 5 títulos y Birds se llevó 3 títulos. Durante todas las finales de esta misma década, siempre participaba los Celtics, los Lakers, o ambos. Ninguna rivalidad había sido tan atractiva para el público desde Chamberlain y Russell en los 60.

Y es que ambos jugadores no podían ser más diferentes, y tener un estilo de juego diferente: Bird se caracterizaba por ser el chico blanco introvertido que venía de una ciudad pequeña que había logrado jugar para un equipo rocoso y práctico. Este chico se enfrentaba a un atleta de color que se conocía por su estilo de Showtime.

En ese tiempo, un anuncio de Converse reflejo a la perfección esta diferencia de personalidades. Mientras Bird se encontraba jugando en un cancha rural, Johnson se estaba bajando de una limusina para jugar un uno a uno. Luego de este comercial, aparecieron juntos en varios anuncios de la misma marca.

Pero aun cuando en la cancha mantenían una fuerte rivalidad, fuera de ella los atletas lograron crear una gran amistad. Magic asistió a la ceremonia que se le hizo a Bird por su retiro y se refirió a él diciendo que era un amigo para toda la vida.

Retiro.

Durante el año 1988 Larry Bird vivió la mejor temporada de toda su carrera, cuando logro las mejores estadísticas y promedio 29,9 puntos, 9,3 rebotes y 6,7 asistencias por partido. Pero aun así, era la primera vez en cuatro años que los Celtics no llegaban a la final, pues fueron derrotados en seis partidos por los “Bad Boys” de Detroit Pistons en las Finales de la Conferencia Este.

Comenzó a jugar en la temporada 1988-89 pero luego de solo haber participado en seis partidos, sufrió una lesión en los talones que lo hizo someterse a una operación, sin poder jugar en el resto de la temporada. Volvió para el año siguiente, pero tenía serios problemas de espalda, además de que la plantilla de los Celtics se mostraba cada vez más envejecida.

Aun con todos estos elementos en contra, Bird no dejó de ser el gran jugador que era. Logro durante sus tres últimos años como profesional tener unos promedios de 20 puntos, 9 rebotes y 7 asistencias por partido, además de conseguir anotar más del 45% de tiros de campo y siendo líder del equipo en todas las apariciones en playoffs. (ver artículo: Dennis Rodman)

Selección nacional.

Larry Bird formo parte de la selección nacional de Estados Unidos para jugar en los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992. Este equipo se conoció popularmente como el Dream Team, ya que dentro de él estaban los mejores jugadores de la historia de la NBA como Michael Jordán, Magic Johnson, Charles Barkley y Karl Malone. Por primera vez Estados Unidos enviaba un equipo de profesionales a los juegos.

Luego de estos juegos, Bird se retiraría del baloncesto profesional a causa de una lesión sufrida en los nervios de la espalda. Como un homenaje de su equipo a su carrera, su camisa con el numero 33 fue retirada.

Entrenando a la NBA

Luego de que Larry Bird se retirara, los Celtics lo contrataron para que ocupara el cargo de asistente especial del equipo en las oficinas del club, un cargo que ejerció desde el año 1992 hasta el año 1997.

En 1997 acepto un cargo como entrenador de Indiana Pacers, aun cuando no tenía experiencias anteriores en este tipo de trabajo. Paso tres temporadas ejerciendo como técnico, durante las cuales logro acumular 147 victorias y 67 derrotas.

Durante su primera temporada, fue merecedor del premio de Entrenador del Año de la NBA, para llegar en el año 2000 a participar en las Finales de la NBA.

Luego una aparición en las Finales de la NBA, Bird renuncio a entrenador, aunque en el año 2003 firmo con Indianápolis, para ser director técnico. Luego de la temporada 2011-2012 de la NBA Bird se llevó el honor de ser el Ejecutivo del Año de la NBA.

Mejores momentos.

Durante el séptimo partido que se jugaba de las Finales de la Conferencia Este de la temporada 1980-81, enfrentándose a Philadelphia 76ers, cuando faltaba solo un minuto para terminar el juego y este se encontraba empatado en 89, Bird hizo un contraataque lanzando un tiro contra el tablero por el costado izquierdo de la cancha que logro conseguir la victoria y dejar el marcador final en 91-90. Con esta victoria entrarían a la final, que después ganarían.

Bird explica en su autobiografía, que no sabe porque uso esta maniobra, pues generalmente no le gustaba usar el marcador para anotar. Durante los últimos minutos que jugo, también hizo varios movimientos clave que permitieron la victoria como dos robos de balón, dos tiros libres anotados, un rebote y un tapón.

Durante el sector partido que se disputaba en las Finales de la NBA de temporada 1985-86, Larry Bird consiguió hacer un triple doble, es decir, 29 puntos, 11 rebotes y 12 asistencias, siendo estas acciones primordiales para que los Celtics pudieran obtener el anillo de campeonato.

En el quinto partido jugado en las Finales de la Conferencia Este enfrentándose a Detroit Pistons, mientras solo restaban cinco segundos de juego y Detroit iba a la cabeza por un punto, Larry Bird robo el balón a Isiah Thomas quien lo iba a tirar a Bill Laimbeer. Bird giro y se lo entrego a su compañero Dennis Johnson quien corto por la zona dejando una bandeja a un segundo del final. Esta jugada fue la responsable de llevar a los Celtics a la gran Final.

En la temporada 1986-87, mientras disputaba un partido contra los Washington Bullets, los Celtics iban por debajo por tres puntos y solo faltaban seis segundo para terminar el juego. Bird recibió el balón y logro anotar tres puntos, con lo que logró empatar el partido, sin embargo la jugada se declaró invalida pues el entrenador K.C. Jones anteriormente había solicitado un tiempo muerto.

Al volver a comenzar el partido, nuevamente Bird recibió el balón y volvió a anotar tres puntos, con lo que se consiguió que se llevara el partido a una prórroga. A pocos segundos de que esta primera prorroga se acabara Bird anoto dos tiros libres, por lo que el juego se llevó a una segunda prórroga. Cuando faltaban solo dos segundos para terminar, Bird anoto un tiro que parecía imposible y con el cual lograron ganar el partido con un marcador final de 140-139.

Libro de Larry Bird: una mente privilegiada.

En el año 2014 Larry Bird saca a la venta su libro titulado una mente privilegiada donde se cuenta su historia, estando a la altura de los grandes del baloncesto Michael Jordán y Magic Johnson, y como logro convertirse en el mito de los Boston Celtics, siendo este equipo la franquicia con más anillos ganados a lo largo de la historia.

Siendo un hombre introvertido, serio y discreto, Larry Bird ha conseguido pasar a ser parte de la historia gracias a su insaciable ser de triunfar. Además de ser un ganador nato es una rareza; un jugador blanco que sabe dominar en un época en la que no existían personajes iguales. Él era una persona con la que la audiencia podía sentirse identificada, pues no era el más alto, no era el más fuerte, no era el mejor saltador, pero sin embargo resultaba letal en la cancha.

Frases de Larry Bird.

Es más alto que yo, es más rápido que yo, es más guapo que yo, pero aun así yo soy mucho mejor jugador de baloncesto.

Un triunfador es alguien que conoce los talentos que Dios le concedió, se esfuerza intensamente para convertirlos en habilidades para alcanzar sus metas.

Exígete una y otra vez. No cedas un centímetro hasta que la bocina final suene.

No sé si he entrenado más que nadie, pero estoy seguro que he entrenado bastante. Todavía me pregunto si alguien, en cualquier sitio, estaba entrenando más que yo.

Si das el 100% todo el tiempo, de alguna manera las cosas acaban saliendo bien al final.

Esta noche he visto a Dios disfrazado de jugador de baloncesto (sobre Jordán tras meter este 63 puntos).

Liderazgo es pelear por un balón perdido, tener a todo el mundo involucrado, a todos los otros jugadores. Es ser capaz de asumir y delegar. esa es la única manera en la que puedes obtener el respeto de sus compañeros. Es lograr que todos crean en ti y siempre des lo mejor de ti mismo.

Lo que importa no es quién anote los puntos, sino quién puede hacer llegar el balón al anotador.

Los entrenadores pueden hablar y hablar y hablar de algo, pero si usted lo consigue sobre la cancha y se lo demuestra, es mucho más eficaz.

Dejar Comentario